10 cosas que me hubiese gustado que me contaran sobre la lactancia 2


Captura

Antes de contaros mi experiencia propia con la lactancia materna, os contaré diez cosas que me hubiese gustado saber antes de iniciarla, por eso de saber lo que me espera y esas cosas:

1.El inicio es doloroso, vale que no he tenido  veinte criaturas para saber si siempre será así, pero en mi caso y en el de muchas mamás primerizas suele ser así. El pezón no está acostumbrado a esa succión constante y se resiente, de hecho no recuerdo que me doliese excesivamente en las primeras tomas en el hospital, no sé si por tema hormonal (esas que te hacen ser una supermujer después de dar a luz) o que realmente el pezón después de tanto succionar se queda muy delicado y sensible y por lo tanto duele.

2.El dolor se transforma (como la energía), gracias a Dios a mejor, lo que ayer era muy doloroso de repente y sin razón ni motivo aparente empieza a ser más soportable y solo duele al principio de la toma,al engancharse la pirañita.Y con los días el dolor desaparece, no son muchos, de verdad, pero entiendo que pueda ser desesperante, en mi caso tardó unos 15 días.

3.Prepárate psicológicamente para recibir la opinión de todo el mundo, hasta de personas que no han dado el pecho, sobre la postura, el tiempo, si succiona bien o mal…en esos primeros días estás mucho más susceptible y algunas opiniones te pueden hacer flaquear, lo importante es tener las cosas claras y hacer lo mejor para ti y para tu hijo, ya sea darle el pecho o no, solo tú debes decidirlo (bueno, en algunos casos el médico también tiene algo que decir, pero no siempre). Así que según seas, te doy las siguientes salidas:

  • contar hasta diez para no montarla porque se meten donde no les llaman
  • decir que sí a todo y luego hacer lo que quieras.
  • dejar las cosas bien claritas, sin guardarte nada de nada (como me gustaría ser de ese ultimo tipo de personas, pero qué le vamos a hacer , he salido así de tontita.)

4.Sacarse leche no es fácil, o al menos si lo que tienes es un sacaleches manual (el eléctrico no lo he probado),al principio sacarás muy poquita, de hecho dudarás de si realmente está comiendo algo, pero como con todo,al final terminas cogiéndole el truco y será más fácil. Dicen que con el sacaleches solo sacas un tercio de lo que el bebé es capaz de sacar, así que tranquilidad.

5.La subida de la leche suele ser unos días después del parto,eso sí lo sabía, lo que no sabía es que me encontraría mal por ello, en mi caso un par de noches me desperté temblando y con mucho frío,no sé si llegué a tener fiebre porque no me puse el termómetro.

6.Cada pecho es un mundo, casi todos los bebés tienen un pecho preferido, de ese mamarán sin ningún problema, podrán pasar horas enganchados, se lanzarán a por él en cuanto se lo acerques, pero el otro…eso es otra historia, según el bebé puede variar, puede que le cueste más engancharse y después no haya más problemas o que tengas que estar luchando durante toda la toma.

7.Tú también tendrás un pecho favorito, ya sea por la postura o porque te resulte menos doloroso al principio o por comodidad. Aún así debes insistir con los dos para no tener problemas de obstrucción, mastitis…

8.Existen las crisis de lactancia, crisis en las que el bebé querrá mamar más porque necesita que tú produzcas más leche y así, estimulándolo a través de la succión,nuestro cuerpo se pone las pilas, algunas personas lo confunden con que la madre ya no tiene suficiente leche y esto lleva a un destete no deseado, ni por la madre ni por el hijo,las crisis se suelen dar:

  • a los 17- 20 días
  • a las 6 o 7 semanas
  • a los 3 meses
  • a los 6 meses
  • a los 8-9 meses

Esto si que es una lotería, puedes sufrir todas o ninguna, o unas sí y otras no, armaros de paciencia y lo importante es que terminarán pasando.

9.Existen las huelgas de lactancia, esto es lo que yo más he sufrido, el bebé un día empieza a rechazar el pecho, no quiere ni verlo, llora, patalea,se retira…pasa como con las crisis de lactancia, es duro,muy duro, pero termina pasando,no hay que dejar de insistir, si la cosa se pone muy intensa, mejor dejarlo e intentarlo un ratito después. Es una gran prueba para la lactancia, la madre se puede llegar a sentir rechazada por su bebé, pero como me dijo la asesora de mi grupo de lactancia:” ningún bebé de 3 meses se quiere destetar”. Así que sí alguien está pasando por algo así, sólo puedo decirle que ánimo ,que aunque parezca que no tiene solución y que terminará dejando el pecho,si que la tiene,insiste y terminará pasando.

10.Por mucho que os digan,ni el bebé, ni la lactancia entienden de relojes,ni tiempos ni horarios.Al principio demandan muchísimo, casi todo el día (y la noche),las tomas son larguísimas,es agotador,pero con el tiempo mejora, es más fácil de llevar,aprenden a succionar más eficientemente y las tomas se distancian en el tiempo, además de ser más rápidas.

Tengo que decir que para mí todo ha valido la pena, mi lactancia no ha sido fácil, hemos tenido que lidiar con varias huelgas de lactancia,dolores,un bebé enganchado casi las 24 horas del día, agotamiento, pero con el paso de los días todo mejora y la sensación y conexión que se siente es única.

¿Y vosotras?¿Hay algo más que os hubiese gustado saber antes de iniciar la lactancia?

 


Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

2 ideas sobre “10 cosas que me hubiese gustado que me contaran sobre la lactancia

  • Liela

    Muy buena entrada. El punto 2 es totalmente cierto. Los malos ratos pasan y se compensan con sólo ver a tu bebé feliz y sano. El punto 3 es otra verdad como un templo. Tapones para los oídos, la mejor solución. Yo también decía que sí a todo y hacía lo que me parecía a mí ;).
    Crisis hay unas “poquitas” más: al año, al año y medio (creo) y a los dos años que dicen que es la última.

    Me quedo a seguirte.
    Un abrazo!