¿Dónde están los cuentos? 1


Me encantan los juguetes, pero además de verdad, disfruto paseando con mis peques por los pasillos de niños, creo que son una herramienta perfecta para que los peques se diviertan, desarrollen sus gustos, habilidades e incluso aprendan. De hecho, ya sabes que tengo una sección en el blog que incluye aquellos juguetes con los que mis peque se lo pasan en grande (u otros recomendados para otras edades).

Estamos en noviembre y este año tengo la sensación de que la Navidad se ha adelantado a Halloween, ya tenemos en casa algunos catálogos de juguetes para estas navidades y hay algo que no me ha gustado nada y que parece que es algo que pasa habitualmente (tampoco voy a decir que todos los catálogos son así porque tampoco tengo todos)

Y es que… ¿Donde están los cuentos?

Creo que ha llegado la hora de ampliar esos catálogos de juguetes y empezar a llamarlos catálogos de juguetes y cuentos. Páginas y páginas dedicadas a juguetes de todo tipo y para todas las edades, de todos los colores y con todas las finalidades. De madera, con pilas… Más de 120 páginas (el catálogo que tengo ahora mismo en las manos) y solo en la última pagina, en la parte inferior (ocupando menos de la mitad de la página) aparece el apartado “librería” y ponen 5 libros. Ya está. Eso es todo.

Catálogo Alcampo

Con el trabajo tan maravilloso que están haciendo las editoriales de literatura infantil, con una oferta de cuentos extensísima, con equipos multidisciplinares detrás que se encargan de ofrecer a los pequeños lectores (o futuros lectores) títulos que se adaptan a su desarrollo, pensados para divertirles y motivarles, con los que disfruten aprendiendo (o sin aprender) y, sin embargo, los dejamos en un rincón casi oculto, perdidos entre cientos de juguetes.

No estoy hablando de los catálogos de tiendas en las que exclusivamente se venden juguetes (aunque si no lo hacen, deberían empezar a vender literatura infantil) hablo de esas grandes superficies que venden de todo y, claro, entre ese “todo” se incluye una sección más o menos importante de literatura infantil. ¿Por qué los olvidan ahora? Y es que me parece, incluso, una responsabilidad social hacia nuestros niños

Casi 150 páginas de juguetes y esto es lo que podemos encontrar en el catálogo de Carrefour

Un mensaje equivocado

No paramos de decir lo maravillosa que es la lectura, el regalo tan grande que puede ser para ellos enseñarles a amar la lectura en edades tan tempranas y llega la fiesta más ilusionante, más mágica y una de las más bonitas para los niños y nos olvidamos de los cuentos. No tiene ningún sentido.

Casi 400 páginas de juguetes, esto podemos encontrar en el catálogo de El Corte Inglés

Espero que esté quedando claro que mi lucha no es en contra de los juguetes (de hecho, no se trata de una lucha, es más una pataleta), me encanta ojear los catálogos de juguetes con mis niños (y sola), pero ya que hacen catálogos de más de un centenar de páginas no cuesta nada poner cinco páginas más y colocar una buena sección de literatura infantil partiendo desde los primeros cuentos hasta, por ejemplo, las novelas Young Adult.

¿Quiénes son los responsables?

Pues no lo sé, una es impulsiva y se pone a escribir sin parar demasiado a pensar en la razón, quizás para aparecer en esos catálogos hay que abonar una cantidad de dinero que las editoriales no están dispuestas a pagar (o no pueden). Quizás den por perdida la batalla y no les interese estar ahí. Quizás dediquen todos sus esfuerzos a otras campañas. No lo sé, pero lo que sí sé es que es una lástima perder una oportunidad tan buena para enviar el mensaje correcto.

Los libros son una herramienta estupenda para aprender cosas nuevas, pero también son ocio, también son diversión, es darles la oportunidad de vivir miles de vidas, de aumentar su empatía, de enseñarles a conocerse mejor

Cartas con cuentos y juguetes

Porque sea quién sea el responsable, lo que sí tengo claro es que al final los perjudicados son nuestros niños. Porque estoy convencida de que muchas de esas cartas que pronto escribiremos incluirían muchos más cuentos si se les diese el lugar importante que se merecen, no simplemente esa aparición anecdótica que he descubierto en los catálogos de este año y que no me ha gustado nada.

En nuestras casa, sin duda, habrá cartas con cuentos estas navidades, de hecho, en las próximas semanas te iré recomendando cuentos y juguetes por si necesitas ideas para regalar. Así que si te interesa… ¡no te las pierdas!

 

¿En vuestra casa habrá cartas con cuentos estas navidades?

¡Hasta la próxima!

 


Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Una idea sobre “¿Dónde están los cuentos?